Emilio Gancedo

Gamoneda, compartiendo recital con Leopoldo María Panero en León (2011)

Leopoldo María Panero, recibido por Gamoneda, quien echó de menos más actos en homenaje al astorgano. Foto: Javier (Diario de León)

LEOPOLDO MARÍA PANERO:
«La literatura es ahora mismo

lo único que me separa del suicidio»

~ ~ ~
Leopoldo María Panero reaparece
para compartir recital con Antonio Gamoneda

Por EMILIO GANCEDO
Publicado en Diario de León el 07/05/2011.

Escritor maldito por antonomasia, su reclusión en un sanatorio mental de Las Palmas de Gran Canaria no impide a Leopoldo María Panero (Madrid, 1948), de la insigne y muy literaria saga astorgana de los Panero, producir con regularidad poemarios que se ven respaldados de manera firme por la crítica especializada. Ayer, y después de una larga temporada de silencio público, reapareció el autor de Locos de altar , su última obra, en la jornada Anatomía de la llama organizada en el marco de la Feria del Libro leonesa por la Concejalía de Cultura y la Fundación Monteleón.

Fue en la segunda parte de la jornada cuando Panero y Antonio Gamoneda se encargaron de leer una serie de poemas seleccionados; en la primera, y bajo el lema Los prestigios y la literatura, participaron en una mesa redonda los escritores Álvaro Pombo, Ángeles Caso, Kirmen Uribe y el propio Gamoneda. En ella quedaron patentes las muy diferentes maneras de entender la fama, y así, Pombo se atrevió a reivindicar la discriminación, que puede espolear una fructífera creación literaria.

Leopoldo María Panero, inclasificable, imprevisible, ácrata, atrabiliario y de discurso enmarañado en el que se alternan momentos de brillantez con otros de aparente descontrol verbal, explicaba ayer a este periódico que su poesía, con el correr del tiempo, se ha vuelto «más alambicada» y que muy pronto sacará a la luz un nuevo poemario, que llevará por título El canto del frío. ¿Su contenido? «El soneto por el soneto», dijo.

Y es que al hijo de Leopoldo Panero se le anima el semblante cuando piensa que «le van a llevar» a la próxima Feria del Libro de Madrid a firmar ejemplares. Porque desde finales de los años ochenta, cuando comenzaba su obra a alcanzar un unánime aplauso de los críticos, se decidió su ingreso en un psiquiátrico, el de Mondragón, y diez años después se estableció en el Hospital Psiquiátrico Rey Juan Carlos de Las Palmas de Gran Canaria.

Sobre su sanatorio. Ayer, Leopoldo María Panero confesaba sentir ese centro como «un campo de concentración» en el que «se entra cuerdo y se sale loco» y, a la pregunta de por qué se encuentra en ese lugar, respondió: «La culpa fue de mi madre, que me metió allí después de que intentara suicidarme dos veces, y porque me hinchaba a drogas». Entonces, ¿es que ahora está perfectamente? «Bueno, la paranoia es de verdad», asumió el autor de una cincuentena de obras entre las que se cuentan Presentación del superhombre o Escribir como escupir y a quien diagnosticaron una esquizofrenia después de que, con poco más de veinte años, decidiera experimentar con todo tipo de estupefacientes. Así pues, ¿por qué continúa escribiendo Leopoldo María Panero? Con escalofriante seguridad, el poeta responde: «La poesía, la literatura, es ahora mismo lo único que me separa del suicidio». Y brama improperios sobre su reclusión en el sanatorio de entre los cuales apenas se alcanza a entender: «¿Pero a quién he matado yo? ¿A quién?». No obstante, se le argumenta, ha habido grandes autores que pasaron parte de sus vidas en sanatorios («¿quién? ¿Nietzsche?», pregunta a su vez). Y entre extrañas referencias a la CIA y a Mallarmé, Panero anunció sentirse «muy maltratado por este país».

No dudó Gamoneda en calificar de histórica la jornada de ayer y en subrayar el hecho de que la poesía es «el único sentido de la vida para Leopoldo».

«El abrazo contrario», un libro de poemas de Rafael Saravia con frontispicio de Gamoneda

El próximo jueves 28 de septiembre, en el Palacio del Conde Luna (León), se presentará el libro de poesía «El abrazo contrario» (Bartleby Editores), del escritor leonés Rafael Saravia, en el que se incluye un frontispicio (o prólogo) de Antonio Gamoneda. En la presentación, a las 20,15 horas, intervendrán Rafael Saravia, Antonio Gamoneda y Juan Carlos Pajares.

— — —
Fragmento de una entrevista del periodista Emilio Gancedo con el poeta Rafael Saravia:

E. G. —¿Qué supone para usted que Gamoneda haya hecho el frontispicio de ‘El abrazo contrario’?

R. S. —Antonio Gamoneda es uno de los referentes en mis lecturas de todos los tiempos. Ha sido junto a poetas como Vallejo, Claudio o Valente un pilar que soporta mucho de lo que yo entiendo por escritura total. El hecho de conocerle, compartir inquietudes y abrazar una amistad con él, ha supuesto algo importantísimo para mí. Este frontispicio es un regalo que me enriquece y emociona a partes iguales. Muestra la gran generosidad de Antonio y su espíritu combativo a pesar de —o precisamente por— la ironía y sus fronteras.

(Tomado de «La poesía es un gran acto de insurgencia», una entrevista de Emilio Gancedo con Rafael Saravia en Diario de León  publicada el 3-9-2017)

XII Encuentro de Traductores de Castrillo / Antonio Gamoneda, en cinco idiomas (2017)

El poeta Antonio Gamoneda en una foto tomada en Zamora. Fotografía: Mariam A. Montesinos/EFE.

Antonio Gamoneda, en cinco idiomas

El XII Encuentro de Traductores de Castrillo de los Polvazares (del 24 al 26 de julio) girará en torno a los 40 años del libro ‘Descripción de la mentira’

Se revisarán las ediciones en italiano, francés, alemán, portugués y neerlandés

Por E. GANCEDO
Publicado en Diario de León, el 2-6-2017

Ha pasado tiempo desde que Castrillo de los Polvazares, el más que simbólico pueblo maragato, fuera elegido como centro de una serie de reuniones profesionales en torno al arte y oficio de la traducción. Once años después, y tras muchas sesiones, debates, análisis y también discusiones —en muy diversos idiomas—, el Encuentro de Traductores de Castrillo ha alcanzado notable relevancia internacional, como se puso de manifiesto en la presentación de su edición número doce.

Una nueva cita que se celebrará del 24 al 26 de julio en el habitual escenario de la hostería Cuca la Vaina —en concreto, en su flamante Salón del Traductor—, y cuyo eje principal será el libro Descripción de la mentira, de Antonio Gamoneda, de cuya primera edición se cumplen cuatro décadas este año. «El libro marcó un reset en la poesía española por su mirada al pasado inmediato. Nuestra idea, ahora, es reunir a traductores de ese y de otros poemarios de Gamoneda para contrastarlos», aseguraba al Diario el responsable de los encuentros, Javier Gómez-Montero, catedrático de lenguas románicas en la universidad alemana de Kiel.

(más…)